vidente

Consejos para evitar falsos brujos y falsos videntes:

Preguntar a amigos y amigas confiables: Es necesario siempre buscar a un vidente por medio de recomendaciones. Si encontramos un aviso en un periódico,revista o sitio web , debemos tener fuentes confiables que nos digan cómo a sido la experiencia con el vidente. En esto hay que ser un poco despiadado con nuestros amigos. Analizar si ellos están influenciados por algo que va mucho más allá de lo normal, si es así, es que ellos han quedado bajo el influjo de alguien que los está engañando. Una recomendación es válida cuando el amigo es confiable y cuando el análisis del vidente se efectúa de acuerdo a datos verdaderos y concretos. Eso nos lleva directamente al segundo punto.

Evitar el influjo emocional: Esto es muy importante. Si bien la consulta a un vidente no es un acto de la razón, lo cierto es que el falso vidente puede hacer que uno se sienta influenciado por su energía y esto nos hace hacer cosas que no queremos o ver cosas que no existen. Es por eso que debemos mantenernos racionales y un poco frios. Es probable que el falso vidente al vernos reticentes nos indique que “así no puede trabajar”. Lo cierto es que el verdadero vidente puede trabajar igual No necesita de la fe , sino que el verdadero brujo puede ver aún si nosotros somos totalmente desconfiados. Es verdad que una mayor entrega ayudará por ejemplo a una pronta curación o a que un hechizo funcione mejor, pero lo real es que el vidente verdadero puede hacer mucho sin fe del cliente. Tenlo en cuenta.

Dinero adelantado: Es normal que la mayoría de videntes y tarotistas pidan el dinero por adelantado, pero hay que tener cuidado y estar seguros o por lo menos tener una certeza de que la persona es de confianza. Si el vidente pide dinero por anticipado, pruebe entonces algo pequeño que quiera lograr y pague una pequeña suma. Nunca empiece dando grandes sumas de dinero ya que ésto es realmente arriesgado. Para comprobar la veracidad y maestría de un brujo es mejor comenzar a solucionar pequeños problemas que lanzarse de lleno a algo complejo que insumirá muchos gastos. Es cierto que a veces el vidente cobra una cantidad fija. Desconfíe si esta cantidad es muy alta, a no ser que el vidente sea muy reconocido y esté asegurada su efectividad.

¿Puede fallar o no?: Un hechizo, un embrujo puede fallar, esto es normal. Lo que no es normal es que todos los hechizos y todos los embrujos fallen , o que todas las vivencias sean dudosas. No existe un vidente con 100% de efectividad, pero justamente por su efectividad se los califica y aunque el mundo de la videncia y el de la brujería es un mundo más atado a cuestiones poco medibles, usted debe tener un registro interno sobre cuánto el vidente ha fallado , cuánto se ha equivocado y cuál es el porcentaje de aciertos. Esto es importante. Cambie de vidente si el porcentaje de aciertos es menor al 50%.

Nada de locuras: Si bien el mundo de la brujería puede ser bastante alocado, aconsejamos tratarse o consultar a videntes y brujos que se destaquen por su tranquilidad, esto le resultará en una mejor experiencia. Y aunque el vidente “tranquilo” y un poco formal a veces no es el más efectivo, es cierto que es muy recomendable. Sólo opte por un vidente o brujo excéntrico si todos los puntos que resaltamos anteriormente fueron evaluados en forma positiva, es decir si ha sido recomendado por un amigo, si usted no está influenciado o seducido por el vidente, si no es muy caro y si tiene un porcentaje de efectividad mayor al 50% .

Estos son algunos de nuestros consejos. Es útil como en todas las cosas que vamos a hacer en la vida guiarse por dos parámetros:

El sentido común.
La intuición.

La combinación de estos dos parámetros más la utilización de los consejos anteriores harán que su experiencia con magos , videntes y brujos sea positiva