Rituales para la noche de Walpurgis

happy-halloween-wallpaper-background-pics

¿Qué es la noche de Walpurgis?

La Noche de Walpurgis transcurre en la madrugada del 30 de abril al primero de mayo.
Esa noche, según los esotéricos y alquimistas, de la tierra emanan fuerzas y corrientes telúricas de las que valen los magos y las brujas para gozar de una sobreprotección especial y hacer de las suyas a su antojo.
Es fecha  para la celebración de aquelarres; y en algunos rincones de la Vieja Europa se susurra que durante la Noche de Walpurgis los demonios arrancan a los muertos de sus tumbas para danzar y beber hasta la salida del sol.
Es la noche durante la cual los muertos despiertan  y se celebra una gran bacanal en la que participan todos los seres maléficos de la tierra, del aire y de las aguas.
Nada es casual.
La noche del 30 de abril al primero de mayo también coincidía con la fiesta de Beltane, donde los druidas celtas celebraban el inicio de la primavera.
Se veneraba la llegada del equinoccio, y el renacimiento con cada primavera de Beel, la señora de la fertilidad para los celtas.

beltane00

Rituales para esa noche

Beltane es la época propicia para la adivinación, los ritos de protección de casas y propiedades diversas, para la recolección de plantas, en particular las ortigas.
Los saltos sobre el fuego durante los festejos estaban destinados a asegurar la prosperidad y la fertilidad.
La noche de Beltane la gente evitaba los lugares frecuentados por los duendes, las hadas y los espíritus naturales, puesto que se suponía que el velo entre el mundo sobrenatural y natural era particularmente leve.

Celebraciones

La noche del 31 de Abril al 1 de Mayo se hacían hogueras, con cuyo humo se realizaban ritos de sahumerio, es decir, de purificación de los animales, las personas y las cosas.
Las hogueras serían trasladadas a la noche de San Juan en la mayor parte de Europa. No obstante, en algunas partes de Asturias Oriental se celebran hogueras alrededor de las cuales se baila una danza de origen celta: La Danza Prima.
Una de las tradiciones más incomprendidas de Beltane es la relativa al festejo y expresión del placer sexual.
Aún mucho tiempo después de que la forma cristiana de matrimonio (y sus estrictas reglas de monogamia sexual) reemplazaran a las costumbres del “Enlace de Manos”, esas reglas monogámicas se relajaban para los ritos de mayo.
Se les llamó entonces “matrimonios del verde bosque” (Greenwood Marriages), porque los hombres y las mujeres que pasaban la noche en el bosque y volvían trayendo ramas, flores y guirnaldas para decorar el pueblo en la mañana. Un buen número de jovenes terminaba embarazada a raíz de estos retozos en las montañas, y tales niños fueron llamados “alegremente obtenidos”  Esto fue especialmente condenado por los Puritanos.
Cuando el Verano comienza, el clima se calienta y el mundo de las plantas florece. En viejos tiempos Celtas, gente joven podría pasar toda la noche en los bosques. Otras parejas casadas más maduras podían quitarse los anillos de bodas (y las restricciones que implican) esta sola noche.

La celebración de los fuegos de Beltane (tercero de los Sabbats Mayores) corresponde al inicio (solsticio) del Verano.
Beltane, más conocido como la noche de Walpurgis,se celebra usualmente la víspera del primero de Mayo, siendo la época en que la Diosa se une con el Dios Astado, Bel. Es la fiesta de fertilidad más importante dentro del Ciclo Anual. En nosotros reside la magia de permitir que esos fuegos ardan en nuestros corazones; la semilla se ha plantado, es momento de madurarla, no la reprimas.

Aquelarre en la noche de Walpurgis

walpurgis

La Noche de Walpurgis… la noche en que se hace la reunión o aquelarre de Brujas más importante del año.
Para acudir a esta gran reunión, las brujas se ungían con aceites especiales que les permitían volar hasta el lugar del aquelarre o en ocasiones se montaban en un perro o chivo proporcionado por el demonio.
Hay quienes cuentan que en alguna ocasión llegaron a reunirse más de diez mil brujas en esta noche.
El objetivo del aquelarre era saludar la llegada de la primavera, jurar obediencia al diablo y realizar distintos ritos satánicos y sacrílegos.
Se creía que las brujas celebraban reuniones nocturnas en las que adoraban al Demonio.
Estas reuniones reciben diversos nombres en la época, aunque predominan dos: sabbat y aquelarre, cuya razón de ser es la analogía entre los ritos y crímenes atribuidos a las brujas y los que según tradición popular cometían los judíos.
Según se creía, en los aquelarres se realizaban ritos que suponían una inversión sacrílega de los cristianos. Entre ellos estaban, por ejemplo, la recitación del Credo al revés, la consagración de una hostia negra, que podía estar hecha de diferentes sustancias, o la bendición con hisopo negro.
Documentos de la época hacen referencia a opíparos banquetes y a una gran promiscuidad sexual. Una acusación muy común era el sacrificio de un niño recién nacido que después era comido por las brujas en honor al diablo.

La principal finalidad de los aquelarres era, sin embargo, siempre según lo considerado cierto en la época, la adoración colectiva del Diablo, quien se personaba en las reuniones en forma humana o animal (macho cabrío, gato negro, etc).
El ritual que simbolizaba esta adoración consistía generalmente en besar el ano del Diablo (osculum infame). En estas reuniones, el Diablo imponía también supuestamente su marca a las brujas, y les proporcionaba drogas mágicas para realizar sus hechizos.
Se creía que los aquelarres se celebraban en lugares apartados, generalmente en zonas boscosas y algunos aquelarres se celebraban en lugares muy lejanos de la residencia de las supuestas brujas, que debían por tanto hacer uso de sus poderes sobrenaturales para desplazarse volando.
Fechas  propicias para la celebración de aquelarres, aunque varían según las regiones:  la noche del 30 de abril al 1 de mayo, conocida como noche de Walpurgis.
¿Cuáles eran los crímenes que supuestamente habían cometido estas personas?

En la obra “Demonomanía de los brujos” se incluyen renegar de Dios, maldecirlo, rendir homenaje al Demonio, dedicarle sacrificios, ofrecerle hijos antes de que nazcan, matar niños para hacer pócimas con ellos, comer carne humana, profanar cadáveres, beber sangre, envenenamientos, maleficios, provocar la esterilidad del ganado o de los pastos, practicar el incesto y tener prácticas sexuales “aberrantes”, y el trato carnal con el Diablo.

Cómo se protegían en esa noche

Toda clase de espíritus están rondando esta noche por ahí.
Al tratarse de una noche mágica en donde los troles y gigantes están sueltos, aparte del arriba mencionado plato con ofrendas para apaciguar su ira, existían  bendiciones para el ganado y los animales de granja, para la leche y la cerveza que incluyen una especial prohibición a los troles y gigantes de hielo.
Purificar el ganado en el fuego que se mantenía bien encerrado y protegido con cordeles rojos que se ataban en tejos y cruces.
Para protegerse de las fuerzas malignas y que no puedan entrar a una vivienda se ponía una vasija,que contenía vinagre y una cucharadita de sal se depositaba esta vasija debajo de un mueble o cerca de las puertas o ventanas, en un rincón, o debajo de la cama, mas o menos a la altura de los pies.

Otras protecciones usadas:

Poner una hoja seca de Laurel en cada ventana y en cada puerta de la casa, junto a una pizca de sal.
Hacer una infusión fuerte de verbena seca y utilízala para limpiar las puertas, por fuera y por dentro.
Colgar un puñado de Romero seco o fresco en tu habitación.
Diciendo estas palabras:Hechizo, hechizo, hechizo desaparece regresa a dónde perteneces toma el daño y regrésalo tres veces de vuelta al que te lanzó su desastre se le regresó.
Curiosamente hay una costumbre cristiana del medievo en la cual los nueve días antes del 1. de Mayo se hice sonar las campanas de los campanarios para ahuyentar los espíritus malignos y las brujas.

El origen de Halloween

708274b30b06f4568100a30a661d8ca2

Lo que hoy conocemos como la Noche de Brujas o Halloween se celebraba hacen más de 3000 años por los Celtas, un pueblo guerrero que habitaba zonas de Irlanda, Inglaterra, Escocia y Francia. Precisamente el 31 de octubre, los Celtas celebraban el fin de año con el Samhain, una fiesta pagana. Con la inmigración europea a los Estados Unidos, principalmente la de los irlandeses catolicos en 1846, llegó la tradición de Halloween al continente americano. Cuando se habla de Halloween o Día de las Brujas se piensa en disfraces, maquillaje, fiesta, dulces y niños; pero la tradición indica que su celebración no siempre fue festiva y alegre, y que los ritos que se practicaban durante la noche tenían un carácter purificador y religioso.

¿Quiénes eran los celtas?

Procedían originariamente de Asia y formaron el tronco, como miembro del pueblo indogermánico, que se estableció en el occidente de Europa, en el siglo XX a.C. ya habitaban el centro y norte de Europa. Para el año 1000 a.C. se extendieron por las Islas Británicas, norte de Francia, parte de Suiza y norte de Italia. Invadieron España en el siglo IX a.C. Su lengua era indoeuropea, de la cual se conservan escasos registros literarios.

Para el siglo IV a.C. fueron desplazados del centro y norte de Europa, a consecuencia de las llegadas de otros pueblos, los grupos germánicos.

Los días especialmente significativos para un pueblo dicen mucho de él. la fecha de el 1° de SAMONIS, que significa “reunión”, y es el equivalente a nuestro 1° de noviembre, los celtas iniciaban el año. La llegada del cristianismo lo transformó en el día de Todos los Santos (y todos los Difuntos). SAMONIS se hizo samuin o SAMAIN en irlandés antiguo, y samhain [sâuñ] en el moderno.

Ese día, además, se celebraba el encuentro amoroso, a orillas de un río, de Morirîganî con Teutatis, el Dios de la Tribu, padre de los hombres y señor del mundo inferior. Ella era la diosa única céltica, en su aspecto de señora del mundo inferior y de la guerra, “la Reina de espectros”. La versión de esa pareja para los irlandeses eran Morirían y Dagda; en las Galias (Francia) se llamaban Sucellos y Herecura; y en Hispania, Endovellicos y Ataicina. La cita amorosa tenía una consecuencia importante, pues la diosa le proporcionaba a su amado los secretos para salir victorioso en la próxima batalla mítica.

Para el folklore, Hallowe’en, recuerda que es, en el hemisferio norte, el comienzo del año oscuro. Los celtas, como otros pueblos antiguos, empezaban los ciclos temporales por la mitad oscura:el día terminaba con la caida del sol y la jornada siguiente tenía su inicio con la oscuridad de la noche, el año nuevo comenzaba en esta fecha con el principio del invierno (boreal.

Un punto de vista interesante para tener en cuenta es que este festival se asociaba con el aire. Agua, fuego, tierra y aire no eran solo los elementos fundamentales de los griegos presocráticos, sino que como categorías de aprehensión de la realidad fueron de todos los indoeuropeos y también de muchas otras culturas.

Las otras festividades celtas eran: Ambiwolkà (“circumpurificacion”), hacia el primero de febrero, correspondía al agua. Belotenià (“fuego brillante”), que giraba en torno de los fuegos de primavera, el 1° de mayo, una fiesta aún celebrada el siglo pasado por los campesinos de Europa como la fiesta de los Mayos y hoy curiosamente reciclada en el día del Trabajo. Lugunàstadà (“matrimonio de Lugus”) era la celebración del matrimonio sagrado del dios-rey Lugus con la Tierra el 1° de agosto. SAMONIS tenía que ver con el aire, es decir, con los espíritus.

El 31 de octubre es una fecha asociada con los muertos, las almas en pena, las brujas y los hechizos. Estas características se deben a su cercanía con el día de los difuntos, que originó la iglesia católica y que se conmemora el 1 de noviembre.  Como en otros festivales de año nuevo, en esta fecha los muertos volvían a estar entre los vivos. Los celtas hacían sacrificios humanos y de animales, en honor al dios Samhaím, señor de la muerte.

Este día marcó la finalización del verano y la cosecha, y el comienzo del oscuro y frío invierno, momento del año que a menudo se asoció con la muerte humana. Los celtas creían que la frontera entre los mundos de los vivos y de los muertos se volvía incierta en la noche antes del Año Nuevo. La noche del 31 de octubre celebraban Samhain, fecha en la cual se creía que los espíritus de los muertos regresaban a la tierra. Para ahuyentar a estos malos espíritus, los celtas se vestían con cabezas y pieles de animales mientras que los sacerdotes de druida realizaban sacrificios con fuego para celebrar el día de un modo más cristiano.

Después de que los romanos conquistaran la mayoría del territorio celta en el año 43 D.C., se incorporaron dos festivales de origen romano además de la tradicional celebración de Samhain. Durante cuatro siglos, Feralia fue un festival en el que se rendía culto a los muertos y Pomona fue el festival de la cosecha cuyo nombre se debe a la diosa de los frutos (manzanas) y árboles.

Durante la ceremonia del 31 de octubre los celtas se disfrazaban con las pieles de los animales sacrificados para sacar del pueblo a los demonios que los visitaban y poder regresar a la normalidad al día siguiente. Con las cenizas y restos de los sacrificios hacían un rito para conocer el futuro de los siguientes meses.

Así mismo, se celebraba el “sabbath” o fiesta de brujas. En ella, las brujas y brujos se reunían para ofrecer sacrificios a Satanás, señor de la muerte, mediante ritos, actos sexuales y muerte. En la Edad Media se quemaban gatos negros por creerlos amigos de las brujas.

En Estados Unidos comenzaron a celebrar esta fecha las pequeñas comunidades de irlandeses católicos a mediados del siglo XIX, ya luego entrado el siglo XX ( el de la comercialización ) se esparció la tradición al resto del planeta, entre ellos Puerto Rico.

¿Que significa Halloween?

Cuando el emperador Constantino decretó que los habitantes de su imperio se convirtieran al cristianismo, muchos ritos paganos se introdujeron. Fue así como el festival de Samhain se infiltro.
Hacia el siglo VIII, la Iglesia Cristiana convirtió el día 1 de noviembre en el día de Todos los Santos para rendir homenaje a todos los santos que no tuvieran un día particular de celebración. A lo largo de los años, estos festivales se combinaron, y la mayoría llamó “All hallowmas” (la masa de todos los santos, de las personas santas) al Día de Todos los Santos. La noche anterior se conoció como “All Hallows Eve” (Víspera del Día de Todos los Santos). Con el tiempo, su nombre se convirtió en Halloween.

 

Las brujas, reinas del Aquelarre

En la Edad Media comienza la persecución de todos los ritos paganos, ( todo lo que no es cristiano )  y es perseguido por su presunta vinculación con el maligno. Sin embargo, es con la Contrarreforma y con los distintos cismas protestantes cuando la persecución de la brujería se incrementa notablemente. Fue con la bula papal Summis desiderantis affectibus, del Papa Inocencio VIII el 5 de diciembre del año de 1484, con la que se legitimó la persecución de brujas, tortura y ejecución, generalmente ardiendo en la hoguera, empezando así La Inquisición a perseguir la hechicería. La figura histórica más famosa que fue condenada a arder en la hoguera bajo la acusación de bruja fue Juana de Arco.

Lejos de ser mujeres con verrugas, algo sucias y que surcan el cielo montadas en una escoba, las brujas también eran jóvenes bellas que utilizaban sus conocimientos para hacer el bien a su comunidad.

Esa es la revisión del mito de las brujas que diversos expertos llevaron hace algunos años en un congreso en Sassello, ciudad ubicada al norte de Italia, y en el que participaron psicólogos,  y religiosos, para dar su punto de vista sobre un fenómeno inquietante, con una buena carga de dosis de mitos y leyendas.

Brujas, fascinación y misterio. ¿Seductoras perversas o encantadoras seducidas?”, ese era el lema del congreso llevado a cabo en Triora en 1588. Las historias alrededor de estas se parecen a las historias del “Cuco” o “Coco” que le hacian los padres a sus hijos antes de acostarlos a dormir, todo era una amalgama de absurdos productos de su imaginación.

Caza de brujas

witchcraft_at_salem_village

En la localidad de la Liguria, conocida por ser la “Salem italiana”, hace más de cuatro siglos fueron quemadas más de cuatrocientas mujeres, acusadas de brujería, lo que ha otorgado a esta zona del norte del país una fama secular de actuaciones fuera de lo normal, bien aprovechada desde el punto de vista turístico.

Los expertos en brujería coincidieron en que las mujeres consideradas en la Edad Media como tales no tenían necesariamente el sentido negativo con el que han pasado a la posteridad y, que incluso, eran conocidas por hacer el bien a quienes les rodeaban.

Así, en años oscuros de pestes, hambrunas y guerras, las “brujas buenas” curaban a los enfermos con hierbas, ayudaban a las parturientas a dar a luz y hacían surgir parejas gracias a sus “filtros de amor”.

Conjuros de amor

Estos últimos no eran nada espectacular ni especialmente misterioso, sino perfumes que, en tiempos en los que la higiene no estaba muy extendida, permitían a las mujeres atraer la atención de los hombres.

Eso si, los filtros debían ser preparados la noche del viernes con la Luna en cuarto creciente y constaban con ingredientes como madera de abeto en polvo, ámbar, pétalos de rosa, sándalo y violetas, todo ello sabiamente mezclado.

Como contraste, también podían elaborar una pócima para los casos que reclamaban venganza, y entonces debía prepararse un martes, con sangre de dragón, polvo de planta rutácea, granos de pimienta molida, una pizca de azufre y otra de limadura de hierro, todo ello mezclado y guardado en una cajita de metal.

Algunos de estos productos empleaban hierbas peligrosas para la salud, según el farmacéutico Giorgio Giordani, quien confirma que algunas pociones eran usadas contra la frigidez femenina y la impotencia masculina, pero también como remedio contra la gripe.

Los participantes en el congreso de Sassello han estado de acuerdo en que las consideradas brujas eran en muchas ocasiones jóvenes de gran belleza, motivo por el cual eran envidiadas y a veces perseguidas, según explicó el psicólogo Fabio Parigi.

Para confirmarlo se cuenta la historia de Wasa, la bella hija del propietario de una venta para viajeros enfrentado a los señores poderosos de la región, a quien ella ayuda haciendo prisioneros a los dos hijos del gobernador, motivo por el cual fue quemada viva sin proceso previo, acusada de bruja.

A pesar de su mala fama, los temidos “aquelarres” no eran necesariamente una manifestación demoníaca y maligna, sino la reunión de personas que actuaban de manera desaforada gracias a la ingestión de alguna sustancia alucinógena. Todo tiene una explicación.

La Calabaza / la lampara para ahuyentar los malos espiritus

La costumbre de ahuecar y tallar una calabaza para convertirla en un farol llamado Jack-o-lantern tiene su origen en el folklore irlandés del siglo XVIII. Según se cuenta, Jack era un notorio bebedor, jugador y holgazán que pasaba sus días tirado bajo un roble. La leyenda cuenta que n una ocasión, se le apareció Satanás con intenciones de llevarlo al infierno. Jack lo desafió a trepar al roble y, cuando el diablo estuvo en la copa del árbol, talló una cruz en el tronco para impedirle descender. Entonces Jack hizo un trato con el diablo: le permitiría bajar si nunca más volvía a tentarlo con el juego o la bebida.

La historia dice que cuando Jack murió no se le permitió la entrada al cielo por sus pecados en vida, pero tampoco pudo entrar en el infierno porque había engañado al diablo. A fin de compensarlo, el diablo le entregó una brasa para iluminar su camino en la helada oscuridad por la que debería vagar hasta el día del Juicio Final. La brasa estaba colocada dentro de una cubeta ahuecada “llamada nabo” para que ardiera como un farol durante mucho tiempo.

Los irlandeses solían utilizar nabos para fabricar sus “faroles de Jack”, pero cuando los inmigrantes llegaron a Estados Unidos advirtieron que las calabazas eran más abundantes que los nabos. Por ese motivo, surgió la costumbre de tallar calabazas para la noche de Halloween y transformarlas en faroles introduciendo una brasa o una vela en su interior. El farol no tenía como objetivo convocar espíritus malignos sino mantenerlos alejados de las personas y sus hogares.

trick_or_treat_happy_halloween_hd_wallpapers_background

Dulce Halloween

La costumbre de pedir dulces de puerta en puerta (trick-or-treating) se popularizó alrededor de 1930. Según se cree, no se remonta a la cultura celta sino que deriva de una práctica que surgió en Europa durante el siglo IX llamada souling, una especie de servicio para las almas. El 2 de noviembre, Día de los Fieles Difuntos, los cristianos primitivos iban de pueblo en pueblo mendigando “pasteles de difuntos”(soul cakes), que eran trozos de pan con pasas de uva. Cuantos más pasteles recibieran los mendigos, mayor sería el número de oraciones que rezarían por el alma de los parientes muertos de sus benefactores. En esa época se creía que los muertos permanecían en el limbo durante un período posterior a su fallecimiento y que las oraciones, incluso rezadas por extraños, podían acelerar el ingreso del alma al cielo.

La práctica se difundió en Estados Unidos como un intento de las autoridades por controlar los desmanes que se producían durante la noche de Halloween. Hacia fines del siglo XIX, algunos sectores de la población consideraban la noche del 31 de octubre como un momento de diversión a costa de los demás, probablemente inspirado por la “noche traviesa” (Mischief Night)que formaba parte de la cultura irlandesa y escocesa . La diversión consistía en derribar cercos, enjabonar ventanas y taponar chimeneas, pero gradualmente dio lugar a actos de crueldad contra personas y animales, llegando a su punto máximo en la década de 1920 con las masacres perpetradas por los enmascarados del Ku Klux Klan.

Diversos grupos de la comunidad comenzaron a proponer alternativas de diversión familiar para contrarrestar el vandalismo: concursos de calabazas talladas y disfraces o fiestas para niños y adultos. De este modo, se proponían retomar el espíritu de los primitivos cristianos, que iban casa por casa disfrazados o con máscaras ofreciendo una sencilla representación o un número musical a cambio de alimento y bebida.

Aprende a controlar los 4 elementos

598e6239-2fc3-43a3-866f-4a41f8460ba4

Muchas doctrinas antiguas usaban un grupo de elementos para explicar los patrones en la naturaleza. En este contexto, la palabra elemento se refiere más al estado de la materia, es decir, sólido (tierra), líquido(agua), gas(aire), plasma(fuego) o a las fases de la materia (como en las cinco fases chinas), que a los elementos de la ciencia moderna de la ciencia moderna.

En la cultura occidental, el origen de la teoría de los cuatro elementos se encuentra en los filósofos presocráticos y perduraron a través de la Edad Media hasta el Renacimiento, influyendo profundamente en la cultura y el pensamiento europeo. Los estados de la materia, según la ciencia moderna y, en menor grado, también la tabla periódica de los elementos y el concepto de combustión (fuego) pueden ser considerados sucesores de aquellos modelos tempranos.

Los indios y los japoneses tenían esos mismos cuatro elementos, más un quinto elemento invisible, el éter. Los chinos distinguían una serie de elementos ligeramente diferentes (que todavía se utilizan en la medicina china tradicional) llamados tierra, agua, fuego, metal y madera, y que eran entendidos como diferentes tipos de energía en un estado de constante interacción y flujo entre unos y otros, en oposición a la noción occidental que los relaciona con las diferentes manifestaciones de la materia.

En tiempos antiguos se tomó considerable nota para la comprensión de los elementos, puesto que se les consideraba los ladrillos de construcción del Universo, y muchos creyeron que ellos eran parte también de su estructura básica propia. Los Sabios de esos tiempos los vieron como un reflejo del universo. Estudiaron las estrellas y la naturaleza, y utilizaron la información que reunieron como un método para comprender a su Creador y sí mismos. Todos nosotros ahora vivimos entre naturaleza, aún quienes viven en pueblos y ciudades, y a la mayoría de nosotros nos tranquiliza caminar por el campo o a lo largo de la playa. Pocos de nosotros se toman el tiempo para verdaderamente estudiarlos, pero si nos interesamos en seguir estas creencias antiguas, hallaríamos que la misma naturaleza contiene la clave de mucho conocimiento interno sobre nuestra propia naturaleza, y la parte que desempeñamos en el gran Plan Cósmico.

Cada día nos calentamos con Fuego,
Nos bañamos con Agua,
Sentimos el Viento en nuestros cabellos,
Caminamos sobre la Tierra.
Muchos se pasmarían al darse cuenta que esos mismos elementos se pueden interpretar como funcionando dentro de nosotros. Estamos hechos por las mismas leyes, y estos elementos no sólo se sienten alrededor de nosotros, sino que muy ciertamente se pueden expresar a sí mismos en muchas formas dentro de nuestra naturaleza. A causa de esto los elementos son considerados por algunos como muy importantes y, por analogía, se pueden comparar como sigue:

Fuego= Deseo , Las Llamas de la Pasión
Agua = Emociones , Ahogados por la Emoción
Aire = Pensamiento , La Brisa fresca de la Razón
Tierra = Estabilidad , Sólido como una Piedra

telekinesis

Como controlar los cuatro elementos

Aquí enseñare un control básico sobre estos elementos pero antes tendremos que experimentar algo llamado la “Telekinesis”.

La Telekinesis

Su energía psíquica no tiene límites, solo debe animarse a descubrirla. Practique los ejercicios que le proponemos, tenga fe en usted mismo y lo logrará.
La Telekinesis es la habilidad o poder mental, con la cual se pueden mover objetos o doblarlos (solo por mencionar algunas de las cosas que se pueden hacer) sin contacto físico, solo con la energía de la mente.

Una de las cosas más importantes es que sí es posible y que todo el mundo tiene el potencial para usar la telekinesis.
Esta habilidad es completamente natural, el hombre primitivo la utilizaba instintivamente como una forma de supervivencia, pero para lograr desarrollarla hay que proporcionarle tiempo, práctica y paciencia para poder controlarlo.

Obstáculos a vencer

La duda. La telekinesis es real y es un fenómeno natural. Debe tratar de aceptar ésto como un dogma, porque la duda es como un muro entre usted y la telekinesis. Salte esa pared y déjela atrás. No sea escéptico, sobre todo cuando se trata de explorar el poder de la mente.
La lógica. Es verdad que vivimos en un mundo práctico y en la vida cotidiana debemos tratar de razonar las cosas. Pero ahora no es el momento. Deje la lógica a un lado y entréguese por completo a la experiencia.

Malas razones. ¿Por qué y para qué quiere desarrollar esta habilidad? Sus razones deben ser positivas y sus intenciones, puras. Si quiere dañar a alguien o sacar beneficios económicos de su talento o impresionar a sus amigos, olvídese. Aprenda telekinesia para ejercitar su mente, para cambiar su realidad. No busque gloria barata.
Concentración deficiente. Meditar y focalizar la mente es esencial para lograrlo. Debe luchar a brazo partido contra la dispersión.
Técnica para doblar tenedores y cucharas
Este ejercicio es una buena forma de comenzar a ejercitar los poderes de la mente. La concentración psíquica consciente puede vencer la resistencia del metal. Hay quienes afirman que ésto no es estrictamente telekinesia, ya que se produce un contacto físico sobre el utensilio, pero es una excelente ejercitación, que lo puede llevar a la telekinesia propiamente dicha.

1) Elija un utensilio.
2) Sosténgalo en una mano, en una posición que le resulte cómodo.
3) Siéntese, respire de modo natural y relájese.
4) Vacíe su mente de todo pensamiento.
5) Con los ojos cerrados, frote suavemente sus dedos en la superficie del objeto.
6) Sienta esa superficie. Procure percibir las moléculas, los átomos, la energía.
7) Esto puede requerir varios intentos, pero finalmente logrará percibir esa energía. En el preciso instante en que lo sienta, el objeto se doblará.
Nota: Nunca aplique la fuerza.
¿Cómo mover objetos sin tocarlos?
Este ejercicio si que es estrictamente telekinésico, ya que solo la mente está involucrada en el proceso. Es mejor que elija objetos pequeños al principio (una piedra, una fruta, etc.) y luego, a medida que vaya registrando progresos, pase a otros más grandes.
1. Cargue su cuerpo de energía, respirando profundamente hasta alcanzar un estado de relajación. No se apresure. Estírese, como si se desperazara.
2. Siéntese cómodamente frente a una mesa coloque una piedra frente a usted. La piedra debe ser el único objeto sobre la mesa.
3. Fije su mirada en la piedra.
4. Cierre los ojos y visualice esa piedra frente a usted, reproduciendo mentalmente la forma, el color, los detalles de la roca.
5. Visualice su energía, saliendo su cuerpo influyendo hacia la piedra.
6. Concentre su mente en mover la piedra hacia la izquierda, utilizando el poder de la mente.
7. Concentre su mente en mover la piedra hacia la derecha.
8. Concentre su mente en mover la piedra hacia el centro.
9. Concentre su mente en mover la piedra hacia delante.
10. Concentre su mente en mover la piedra más lejos.
11. Concentre su mente en mover la piedra nuevamente hacia el centro.
12. Abra los ojos

Estas son algunos de los pasos que deberán seguir antes de empezar con el dominio del primer elemento, espero que os haya servido de ayuda y mañana continuaremos con el siguiente ejercicio que será para controlar el fuego.